Advertisement

No podría decir si mis primeras lecturas fueron cómics o novelas. Tampoco ayuda mucho que el primer recuerdo sean las Joyas Literarias Juveniles, las adaptaciones literarias que publicó Bruguera en los setenta. Por Christian Osuna

El mundo onírico y enigmático del taiwanés Page Tsou muestra escenas de fantasía con influencias del manga, el arte urbano o la pintura tradicional oriental. En el Museo ABC hasta el 15 de octubre

El mar las quería desnudas. Los pechos al descubierto, una bandana en la cabeza y el taparrabos llamado fundoshi. Así trabajaban las ama, buceadoras a pulmón del Pacífico

Del amor incondicional de Andrea Salinas por el mar nació esta marca de ropa de baño sostenible. Diseños elegantes realizados con materiales eco-premium, como tejidos creados a partir de plásticos y redes reciclados procedentes del mar. Hablamos con Andrea para sumergirnos en el universo Now_Then

Pues resulta que todo termina cuando Miqui me propone que escriba su artículo y yo le digo que sí aunque ya no comprendo nuestra amistad, ni siquiera sé si su nombre real es Miqui —me pregunto quién tolera que lo llamen así—, e igual con su apellido, Valenciaga, Valenzuela… 

<
>

El Naturalista. Diseño sostenible y que sostiene

El Naturalista es una empresa familiar con larga tradición en la industria del calzado que nace del inconformismo y el respeto por la naturaleza, así que ha reinventado la forma de diseñar zapatos. Su centro de operaciones estáen La Rioja, región con centenaria tradición zapatera. Y desde ese norte, los diseñadores piensan, crean y desarrollan colecciones 100% ecológicas, realizadas a mano muchos tramos del proceso de fabricación, con materiales reciclados y pieles 'Made in Spain'.

La piel es la base de su éxito. Todas (sin excepción) provienen de animales criados con fines alimenticios con el objetivo de ampliar su ciclo de vida y reducir el impacto medioambiental. Además, el acabado de los zapatos siempre es artesanal, una seña de identidad que le ha servido para ganarse el reconocimiento en el sector y potenciar su proyección internacional.

El planeta, a tus pies

Tanger es la segunda residencia de El Naturalista. La ancestral tradición en marroquinería de la zona proporciona material de primera calidad y la firma apuesta desde hace años por el desarrollo económico local en la ciudad marroquí. Solo trabaja en fábricas propias y eso supone una importante ventaja competitiva: permite el control absoluto sobre los productos. La firma de la rana -su logo- controla todo el proceso: desde la inspiración hasta la entrega al usuario.

El compromiso es su DNI. Desde hace años colabora junto a diversas ONG de países latinoamericanos promoviendo la educación de la infancia y la empresa ha invertido más de 800.000 euros en 10 años en el desarrollo de proyectos relacionados con su compromiso con economías locales. 

Este espíritu explorador les ha hecho viajar y conocer otras culturas de Ásia o África que han sido fuente de inspiración para pulir su estética cosmopolita, diseñar originales o investigar nuevos formatos, materiales como el bambú, empleado en los forros, un material biodegradable que ofrece mayor absorción y un tacto muy suave. Su internacionalidad queda más palpable si miramos su mapamundi: El Naturalista está presente en más de 40 países y su ratio de exportación es del 90%

Tower: la nueva colección de inspiración arquitectónica

Fiel a su compromiso con la comodidad (una obsesión, junto con la sostenibilidad) invierte recursos en explorar nuevos materiales que mejoran la experiencia de la pisada y el contacto con el asfalto. Esta temporada, la firma ha diseñado una nueva línea de calzado bautizada como 'Hearst Tower'. La colección, inspirada en el primer edificio ecológico construido en la ciudad de Nueva York, utiliza materiales naturales y se adapta a tus pies.

La plantilla NaTFit es clave. El material se ajusta a la planta del pie en el momento en que se calienta y lo envuelve en una especie de suave molde sin perder su forma de apoyo. Esta tecnología aumenta la estabilidad al caminar, reduce la vibración en la región lumbar y disminuye la vibración en la rodilla y el tobillo.

El Naturalista es un laboratorio ecológico a pleno rendimiento. El departamento de I+D, tras detectar que los actuales procesos vegetales actuales consumen demasiada agua, ha apostado por introducir curticiones semivegetales respetando la normativa de la Unión Europea. Tú pisa. Ellos consiguen que flotes y no contamines...

El Naturalista. Diseño sostenible