Advertisement

No podría decir si mis primeras lecturas fueron cómics o novelas. Tampoco ayuda mucho que el primer recuerdo sean las Joyas Literarias Juveniles, las adaptaciones literarias que publicó Bruguera en los setenta. Por Christian Osuna

El mundo onírico y enigmático del taiwanés Page Tsou muestra escenas de fantasía con influencias del manga, el arte urbano o la pintura tradicional oriental. En el Museo ABC hasta el 15 de octubre

El mar las quería desnudas. Los pechos al descubierto, una bandana en la cabeza y el taparrabos llamado fundoshi. Así trabajaban las ama, buceadoras a pulmón del Pacífico

Del amor incondicional de Andrea Salinas por el mar nació esta marca de ropa de baño sostenible. Diseños elegantes realizados con materiales eco-premium, como tejidos creados a partir de plásticos y redes reciclados procedentes del mar. Hablamos con Andrea para sumergirnos en el universo Now_Then

Pues resulta que todo termina cuando Miqui me propone que escriba su artículo y yo le digo que sí aunque ya no comprendo nuestra amistad, ni siquiera sé si su nombre real es Miqui —me pregunto quién tolera que lo llamen así—, e igual con su apellido, Valenciaga, Valenzuela… 

<
>

La Gota Maestra. Gusto por emprender

Para emprender es necesaria una gran confianza personal en uno mismo pero, más allá de la financiación, resulta crucial el apoyo que te puedan ofrecen los expertos para guiar y optimizar tu talento. El proyecto La Gota Maestra, impulsado por Ron Ritual, trata de preparar a jóvenes emprendedores, cuyas empresas tengan fines útiles para la sociedad, para que las desarrollen y alcancen sus objetivos.

En palabras de Alejandro de León, mentor elegido por Ron Ritual para coordinar el proyecto La Gota Maestra, 'es la primera escuela de emprendimiento en España que, en siete días, coge a chavales que quieren emprender y les prepara para sentarse junto a los inversores'.

La marca de Ron Ritual, nacida hace algo más de un año para el mercado español, ha impulsado esta iniciativa sin 'letra pequeña', como una apuesta firme para conectar y comprometerse con la sociedad de una manera real.

El 'alma' de Ron Ritual nace de una de costumbre cubana: al abrir una botella de ron, se dejan caer las primeras gotas para que éstas vuelvan a la tierra. Siguiendo este principio de agradecimiento La Gota Maestra quiere que el esfuerzo de los emprendedores revierta en la sociedad, de ahí que apuesten 'por el emprendimiento social, con un impacto social positivo, por devolver a los jóvenes la apuesta que ellos hacen por Ritual'.

gota, maestra, start, me, up

Aquí, el beneficio, además de para la sociedad, es para el emprendedor: 'Nuestro proyecto no se queda con ningún porcentaje de las empresas, es un proyecto real que intenta hacer las cosas bien. Además nosotros ofrecemos la escuela, el premio económico y luego un año de mentoring, algo muy completo', afirma Alejandro. Gracias a Ron Ritual los elegidos para formar parte de esta escuela reciben una formación en sesiones semanales hasta que se lanza el proyecto, que pasan a ser quincenales, para afianzarlo.

Un emprendedor no siempre triunfa a la primera, por lo que lo más importante es la persona a la que forman, más que un proyecto concreto: 'El 65% de las ideas cambian, así que buscamos personas, por encima de proyectos. Creemos que el ratio de éxito es bastante bueno, no podemos pedir que sea del 100% porque la gente tiene otros problemas más allá de montar su empresa'. Y más vale verlo claro. Uno de los chicos, por ejemplo, 'ha preferido seguir formándose', nos comenta.

start, me, up, duende, gota, maestra

En busca del inversor adecuado
No todas las startups buscan financiación externa, pero el año pasado, al llevarse a cabo la primera promoción (en fase 'beta') de La Gota Maestra reunieron a cincuenta personas con experiencia en inversión en startups: de los diez proyectos, siete buscaban inversores y, finalmente, cuatro de ellos, más de la mitad, consiguieron financiarse por completo.

Paralelamente, junto a La Gota Maestra, Ron Ritual puso en marcha un programa de crowdfunding que pretende afianzar los proyectos con el micromecenazgo de todo aquel que se quiera sumar a un impacto positivo. Una de las fórmulas que emplean es muy original: el propio consumidor, cuando pide en su local favorito una consumición con ron Ritual puede elegir, al instante, el proyecto al que quiere que vaya una parte de lo que ha pagado por ella.

Proyectos apoyados por Ritual con La Gota Maestra
La Gota Maestra ha apoyado, hasta ahora, trece proyectos muy variados (tres en su fase beta y diez en su primera edición), tanto como los jóvenes que los han puesto en marcha. No todos han conseguido su objetivo, pero emprender implica éxitos y fracasos.

Para encontrar y contratar músicos o DJ’s para eventos. 

Sistema de pago seguro por internet. 

El smart menu definitivo para restaurantes. 

Bicicletas personalizadas.

Aprender a diseñar con material reciclado.

Electrodoméstico para construir huertos en casa.

Para ayudar a los jóvenes a encontrar su vocación. 

Le pedimos a Alejandro 'que se moje' y apueste por uno que le haya gustado especialmente y destaca Share4live: 'Creo que es el proyecto que más potencial tiene, un comparador de consumo colaborativo, tipo KAYAK pero en la industria que más crece del mundo, según datos de 2014'.

La Gota Maestra / Casos de éxito

Hemos hablado con dos emprendedores apoyados por Ron Ritual y su proyecto La Gota Maestra: Álvaro Basterra, fundador de Wobybi y Carlos Laporta, socio de Symbool.

Wobybi

Su nombre es el resultado de unir las dos primeras letras de las palabras World by Bicycle, (el mundo en bicicleta). Es una plataforma online que permite escoger y comprar la bicicleta de tus sueños. Fue fundada en 2012 aunque lleva en funcionamiento un año y medio. El proyecto surgió inicialmente junto a un socio, Jorge Yago, aunque actualmente es Álvaro el único que sigue con el proyecto. Para ambos fue su primera empresa. 'Queríamos que se  pudieran personalizar todos sus componentes de manera fácil para que esta fuera única', nos cuenta, añadiendo que su finalidad es 'conseguir acercar las bicicletas a la gente, que recorran el mundo en bici, y conseguir que les apetezca utilizar este medio de transporte tan sano, barato y ecológico', comenta.

¿La clave para que funcione? 
'El nivel de personalización que ofrecemos a nuestros clientes es único en el mercado. Desde el sillín, la cadena, las ruedas, los pedales, el cuadro, los puños, etc. Ofrecemos además un servicio al cliente muy personalizado, desde que el cliente realiza su pedido en nuestra plataforma online hasta que el producto llega a su destino. Nuestro objetivo es que los clientes tengan una experiencia única, desde el producto hasta el trato recibido'.

Sobre la ayuda recibida en La Gota Maestra Álvaro cuenta que, 'en un primer momento, la escuela nos supuso aprendizaje, motivación y visibilidad. Además de, por su puesto, una experiencia única y divertida. Allí se crea una atmósfera genial entre los proyectos que fomenta la creatividad y pasas unos días inolvidables. Después de la escuela, La Gota nos sigue dando visibilidad y apoyo en nuestro problemas del día a día, orientación en los planes de crecimiento, búsqueda de financiación…'. 

Los obstáculos han sido numerosos pero no duda de calificar la experiencia como 'muy gratificante' tras un gran esfuerzo. ¿La mayor satisfacción?: 'Encontrarte con un cliente por la calle, hablar con él  y saber que está contento con el servicio y el producto'.

Por supuesto, se mueve en bici por la ciudad aunque ¡siempre y aunque llueva! “Son los días más divertidos, cuando con una mano sujetas un paraguas y con la otra el manillar de la bicicleta”.

¿Y la financiación?: 'En una etapa inicial nos apoyaron BBVA y ENISA. Recientemente ChangingUp se ha sumado a la aventura. 

Symbool

'La bombilla se encendió observando un grave problema de cerca', comenta Carlos. 'Cada vez vemos más personas rebuscar en las basuras en busca de objetos, utensilios, incluso comida… Formamos parte de un grupo en Facebook de diseñadores, donde constantemente suben ideas de productos, upcycling (reciclaje creativo) y en nuestra mente rápidamente se conectaron las dos ideas: si los artesanos o diseñadores enseñan a crear productos con material desechado, y los ponemos a la venta, pueden recibir un dinero extra durante su etapa en desempleo. ¿No?, ¿Por qué no? Nos encantó, nos animaron, y nos pusimos a ello', afirma.

Inicialmente eran un grupo numeroso: 'La idea gustaba mucho y muchos querían participar'. Pero cuando el trabajo comenzó 'a ser más serio' el grupo se fue reduciendo. 'Ahora estamos tres personas muy implicadas y disfrutando mucho de todos los procesos: Aída García, Asela Espinosa y yo mismo'. El año pasado comenzaron 'a experimentar, dar a conocer, recibir impresiones, etc.', y en enero pasado formalizaron la idea para pasar a ser Asociación ya registrada. Ya llevan varios talleres realizados y han efectuado las primeras ventas de producto

La Gota Maestra. Gusto por emprender