Advertisement

La editorial Alba publica sus Diarios completos sin los hachazos que le propinó el marido de la escritora a los textos, en un intento por ocultar sus vergüenzas

Es una de las citas culturales de la primavera. El Museo Reina Sofía celebra los 80 años de la creación del Guernica y los 25 de su llegada a sus salas con una exposición que recoge la visión de Picasso sobre la guerra moderna

El último trabajo de Rufus T. Firefly es la antítesis de un Big Mac.  Es difícil masticarlo, pero su digestión roza el orgasmo

<
>

 
Samu del Río 
One Spanish Kid
 
La ruta Helsinki-Tallinn conecta Finlandia y Estonia. Samu del Río desembarcó del ferry y fijó su atención en tres niños extremadamente pequeños, helados y solos. Retuvo esa imagen en la retina y la convirtió en canción y en el título de su primer álbum. Three Estonian Kids (Universal Publishing) es un disco gestado en las oscuras tardes finlandesas de 2014 que vio la luz en los estudios Reno con la supervisión de Ramiro Nieto y Martí Perarnau. Ha vivido en Nueva Orleans, Chicago o Nueva York. Tres ciudades musicalmente revolucionarias. Y toca el violín y el piano desde que sus manos son autónomas. Ahora, ha diluido todo lo ajeno para crear algo propio y ha creado un álbum suave, contundente y elegante. Suena un poco a Wilco y algo a Ryan Adams. Pero no, es Samu del Río.
 
Samu del Río (con banda) · 24 de marzo · Costello Club

Samu del Río. One Estonian Kid